AÑO VI

Imagen relacionada



GRACIAS BLOGGER POR ESTOS SEIS AÑOS


La Huella Digital se ha mudado a la plataforma de

WordPress con esta nueva dirección



-------------------------------------------------------------------------------------------------------







martes, 3 de enero de 2006

ENTREVISTA CON JOSÉ LUIS ORIHUELA, PROFESOR DE COMUNICACIÓN (y II)
«Estamos en la prehistoria de Internet»

— Se percibe un boom considerable de blogs periodísticos que se han multiplicado en los últimos años. ¿Son una válvula de escape?
— Sin duda. Los medios de comunicación no están creciendo al mismo ritmo que las numerosas facultades de comunicación. El hecho de que periodistas con talento encuentren vías para financiarse o expresarse en estos nanomedios compuestos por una persona que lo único que necesita es un ordenador y conectarse a la Red para hacer su trabajo periodístico me parece estupendo. De la misma forma que otro tipo de profesionales hagan un blogging desinteresado en el que no está mediatizado económicamente lo que está escribiendo.

— Los blogs son como ventanas de comunicación abiertas.
— Sí, y eso es estupendo para la gran cantidad de gente que está saliendo de las facultades de comunicación. Y también es magnífico para todo aquél que hace un blog por la razón más potente que hay para hacer algo: «porque me da la gana». En un mundo que está tan vendido a tantas cosas, que una persona haga algo de calidad porque le da la gana hacerlo, me parece maravilloso.

— A muchos en la blogosfera les ha causado sorpresa que un blog de ficción como el de Hernán Casciari [Más respeto, que soy tu madre] haya sido premiado como la mejor bitácora del mundo en el certamen The BOBs 2005.
— No me extraña. El blog que me citas demuestra la frescura y el potencial de este medio, que puede hacer grandes cosas en el terreno periodístico y paraperiodístico. Entender los blogs solamente bajo el patrón periodístico es un error. Tienen un alcance y una proyección indiscutible, pero son mucho más que esto. Son una herramienta poderosísima en la educación, en el entorno corporativo, en el institucional, en el márketing... Y son también un laboratorio de creación y experimentación para el arte, la fotografía, el humor y directamente para la ficción. Gente como Hernán Casciari con el talento tan excepcional, tan creativo y tan fresco es lógico que susciten recelos. Me parece que es un premio más que justificado.

— Además, no ha sido el único premiado y bloggers desconocidos para nosotros han sido galardonados.
— Claro. Destaco el respaldo internacional que han tenido los bloggers chinos que están bajo esa amenaza permanente de censura con la declaración de repudio del jurado, del que formé parte.

— ¿Cree que con los blogs estamos ante una revolución silenciosa?
— A veces las palabras acabamos desgastándolas. Hay gente que cuando le hablas de la revolución de los blogs le salen sarpullidos. Mac Luhan, posiblemente el más citado, el menos leído y el peor entendido de los teóricos de la comunicación, entendía que uno de los efectos más importantes de un medio, lo que él llamaba el mensaje que no el contenido, es el impacto sociocultural que produce. Hay un impacto de la televisión que transforma nuestra sociedad, nuestra cultura, nuestro lenguaje, nuestro ocio, etc. Una de las cosas que confirman la identidad mediática, no periodística, de los blogs es que están provocando un cambio social y cultural que empieza a ser perceptible en fenómenos como las últimas elecciones en España. La opinión pública empieza a tener unas herramientas para gestionar al margen de los medios tradicionales sus propios intereses y prioridades. Entonces, ahí hay algo. El que no lo quiera ver es porque es necio o es tonto.No me refiero sólo a los blogs, sino a los medios sociales, a la tecnología puesta al servicio de la gente, para que se comunique, publique, coordine su trabajo, su ocio, su acción social. Se está produciendo algo en nuestra sociedad de un alcance que ahora mismo no podemos comprender.

— Ese temor o ignorancia siempre va paralelo a las innovaciones tecnológicas...
— Siempre. Por ejemplo en 1898 con la primera proyección de una película, en el sótano de un café de París, nadie podía concebir la repercusión sociocultural del cine como medio. Ahora estamos en la prehistoria de Internet, estamos alumbrando cosas que en el futuro se llamarán por otro nombre. Sí podemos hablar de revolución cuando nos referimos a la apropiación por parte de la gente de las herramientas de comunicación con alcance universal.

— ¿Es posible calibrar el impacto de los blogs y sus consecuencias?
— Si uno es capaz de calibrar el impacto de la imprenta en su época con lo que tenemos ahora mismo, que cualquier persona con conexión a Internet tiene una imprenta en su mano, entonces sí que podemos hablar de un cambio con respecto a la propia cultura y los medios anteriores. Insisto, los blogs no van a hacer desaparecer los medios tradicionales, pero les van a obligar a cambiar.

0 comentarios :