AÑO VI

lunes, 14 de junio de 2010

Muerte a la pena de muerte

4 comentarios :

Titajú dijo...

El anuncio está muy logrado, pero en cuanto a la pena de muerte, qué quieres que te diga; a los pederastas los mataba yo de mi mano... Eso de meterlos en la cárcel, que salgan a los cinco años y con derecho a paro, ni hablar.
Están mejor muertos.

Spencer dijo...

Titajú, a ti te la sopla entonces el quinto mandamiento que establece la Biblia. Te los recuerdo:

1) Amarás a Dios sobre todas las cosas.
2) No tomarás el nombre de Dios en vano.
3) Santificarás las fiestas.
4) Honrarás a tu padre y a tu madre.
5) No matarás.
6) No cometerás actos impuros.
7) No robarás.
8) No dirás falso testimonio ni mentirás.
9) No consentirás pensamientos ni deseos impuros.
10) No codiciarás los bienes ajenos.

¿Quién eres tú para decidir cuándo, cómo y dónde debe morir a una persona? ¿Eres Dios?

Titajú dijo...

No, claro que no soy Dios, pero estoy dispuesta a tomarme la justicia por mi mano.
No me recuerdes los mandamientos, te los puedo recitar de memoria en gallego y en castellano. ¿A ti quién te ha dicho que yo soy una buena cristiana?

Anónimo dijo...

Está claro que saberse los mandamientos en el idioma que sea nos es condicion indispensable para ser buen cristiano. Aquí una muestra
No soy cristiano pero desde luego no se me ocurre ni siquiera pensar en matar a nadie y menos expresarlo con esa chulería. Aquí cada uno se define