AÑO VI

martes, 18 de agosto de 2009

Por favor, no más Partido Pataleta

La estrategia del PP de acusar al Gobierno de un supuesto espionaje telefónico que nadie ha conseguido probar ha calado profundamente en el mes más desinformativo del año. El absurdo no sólo es que desde Génova amplifiquen una conspiranoia propia de Mortadelo y Filemón. Lo más absurdo es que millones de españoles se lo crean de cabo a rabo. Que millones de personas no se den cuenta de que todo este culebrón veraniego es una simple y cutre cortina de humo prefabricada para tapar como sea la vergüenza del caso Gürtel. Lo patético es que un asunto tan surrealista y chapucero salte al primer plano informativo y nadie se alarme por ello. Y lo más grave es que el principal partido de la oposición bombardee sin cortarse un pelo los pilares más elementales de la estructura democrática, con sus acusaciones a diestro y siniestro contra la judicatura, la fiscalía, la policía, los medios no afines, etc. Ojalá todo sea una tormenta veraniega de la factoría De Cospedal preconcebida por el equipo de Trillo y no volvamos a aquellos incómodos tiempos del Partido Pataleta. ¿Se acuerdan? Qué dolor de cabeza...
--------
Comparte este post:

2 comentarios :

Alijodos dijo...

lo que clama un poco es que al del CNI no le haya caido na y a los del PP los masacren de esa manera...Es logico que lo puedan pensar, aunque sea descabellado que mejor que sea asi...un abrazo...

Sergio dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo, muy especialmente en la referencia que haces a los millones de personas que supuestamente creen en esta vil tapadera para camuflar unas vergüenzas que han sido públicamente exhibidas cual trofeo.
Me indigna sobremanera escuchar a De Cospedal decir que la mayoría de los españoles somos conscientes del uso indebido por parte del gobierno de las diferentes instituciones para lo que ellos osan llamar Inquisición.
Si tan seguros están de ello, ¿por que no dan nombres y apellidos?
¿Por que solo lo denuncian públicamente y no en los juzgados?
Evidentemente responde a una clara campaña de limpieza de imagen ante los constantes casos de corrupción que azotan sus intereses.
De igual modo me gustaría decir que aun estoy esperando la renuncia a su puesto de diputado del """señor""" Trillo.
En el PP todos los días se pide una dimisión ajena a sus filas.
A ver cuando se aplican el parche...
Un saludo!