AÑO VI

martes, 14 de julio de 2009

La sociedad «muerta»

Me decía hace unos días un recién llegado a la blogosfera que está pasmado con la pasividad de muchos internautas porque en su blog apenas hay comentarios. Le contesté que eso es normal al principio ya que cuesta mucho abrirse camino en esto de los blogs y que aún es más costoso mantener el camino andado. Me dijo que no está de acuerdo con esa esperanza «porque la sociedad ya no piensa, está muerta». Siguió argumentando: «mira tu blog. A pesar de su prestigio, sus miles de visitas y sus casi cinco años, los comentarios de cada día se cuentan con una mano»... Le comenté que no le falta razón y que muchas veces medité y me preocupé por ese pasotismo y apatía de la gente en general. Desde el 2005 el grueso de comentaristas habituales del blog no llega ni a las 30 personas, y siempre me ha extrañado tanto silencio y complacencia. Tanta falta de chispa.

Con 2.200 suscriptores en tiempo real y el dato de que en lo que va de año ya han pasado por aquí una o varias veces un total de 51.000 usuarios únicos, el número de comentaristas sigue siendo ridículo. Una cuestión --la de los internautas pasivos-- que afecta al 99,9% de los blogs y que me hace pensar si realmente esta pasota sociedad está «muerta» como sociedad. Seguro que más de uno/a pondrá la disculpa de la falta de tiempo...
--------
Comparte este post

18 comentarios :

CHucky dijo...

Te contesto con una serie de ideas rápidas que se me vienen a la cabeza, sin meditar mucho, que no tengo tiempo [y no es coña] ;-)

* A lo peor la gente no tiene nada que decir; no tiene mucho sentido, pues hay mucha gente publicando sus ideas en sus blogs.

* A lo peor la gente tiene miedo a decir lo que piensa en otros foros de discusión que no sean el suyo propio.

* Yo te he contestado alguna vez vía Twiiter, pero tú nunca me has contestado por ahí. A lo peor esta es una razón por la que la gente se desmotiva a participar, la falta de reciprocidad.

* Preguntas: ¿tú comentas en muchos otros blogs? Esto que habéis detectado en tu blog ¿le pasa a la mayoría? (al mío desde luego sí; pero no tengo 2000 suscriptores...)

* A lo peor es cierto que la gente ha perdido la fe y ya no cree en nada. Visto lo visto... no me extrañaría.

No lo tomes como ataques (que lo pueden parecen, sobre todo por mi vehemencia) sino como preguntas y reflexiones.

En cuanto tenga tiempo le doy un par de vueltas :-) [repito: no es coña; tengo un examen opositil este sábado y voy fatal y tal]

Un abrazo

Jack Daniel's dijo...

Nacho no le falta razón a ese nuevo blogger, dreo que se ha instalado la apatía de que nada sirve para nada y entonces es mejor permanecer callado, aunque yo no lo comparto.

Manuel Guisande dijo...

No hacer comentarios no significa que la gente no piense, por eso no está muerta. Lo que sí es cierto que el que tiene un blog le gustan que le escriban, aunque sea un hola o adios ¿no?.

Flashman dijo...

Hombre, hay que ser algo más humilde. Quizá los temas que planteas (o el modo en que los planteas) no despiertan ese interés que pareces presuponer...

Félix Soria dijo...

Hola, coincido con Jack, la "porquería" ha logrado su objetivo: "Nada vale la pena", así lo creen millones de ciudadanos.
Luego, se trata de combatir la "porquería" o negarse a difundirla. ¿Opinar? ¡Menudo compromiso!...

CHucky dijo...

Yo sigo dándole vueltas a mi tema :)

También es posible que estar en varios medios disperse comentarios.
Por ejemplo, puede haber comentarios en Twitter que no llegan al blog (y viceversa).

Es algo a lo que le estoy dando vueltas desde hace algún tiempo: que si Tuiter, que si Plurk, que si Feisbuk, que si...
No sé.

El que mucho abarca...

Luis A. dijo...

Quizá tenga relación con la forma de leer.
Está bastante extendida la opinión de que las lecturas en pantalla se realizan de forma apresurada y superficial.
Escribir un comentario que aporte algo a la conversación requiere haber comprendido el contenido de la entrada, y haber reflexionado lo suficiente como para no resultar redundante, o insustancial (porque yo no contaría como comentarios los de "me mola mucho lo k dices").

Hace poco comencé a colaborar con un blog(*) que pasa ya de las cien mil visitas, y les comentaba extrañado a los administradores que los comentarios se pueden contar con los dedos de las manos; sabemos, por las conversaciones en MundoReal, que tenemos muchos seguidores, que se informan de eventos y actividades a través de nuestro blog, y que siguen nuestras opiniones con interés, y cuando nos encontramos en persona nos las rebaten o confirman, pero nunca en el blog.

Como autor te produce sensaciones extrañas, porque en el medidor ves que hay visitas, y que dedican el tiempo suficiente para leer las entradas, pero no recibes esa retroalimentación que te ayude a mejorar como, en mi caso, informador y animador.

Al margen de esto, considero que hay que tener muy en cuenta el contenido de las entradas: un blog en el que se ofrece opinión es más propicio para generar comentarios que un blog diseñado como directorio de actividades o como resumen de noticias.

(*)no pongo la dirección porque me repatean un poco ese tipo de comentario de "tienes razón..." por poner algo, y luego la dirección de un blog, cual era la intención principal del comentario.

jesus dijo...

algunos no saben poner comentarios a estas alturas, otros tienen ese miedo a poner comentarios por eso de parecer idiota, otros simplemente pasan, otros..... ¿tanto se necesitan los comentarios? Internet es la reina de la interactividad, pero siempre que se lee un post hay que decir alguna opinion o reflexion? Para mi la blogesfera no esta muerta, ni nadie debe preocuparse mucho por este tema
saludos

Titajú dijo...

Bueno, Nacho, tú tampoco sueles comentar muy a menudo en blogs, ¿verdad? Y casi siempre es por falta de tiempo.
No es excusa, es algo real. ¿Cuántos blogs sigues? ¿Crees que podrías opinar en todos y cada uno? Te llevaría horas.
Yo normalmente comento en los blogs que sigo, si el tema me interesa. Y aún así, siempre hay alguien que digas lo que digas, te va a poner a parir amparado en un nick o en un anonimato. Mucha gente ya no comenta por esa razón, por puro miedo a que le amarguen el día con un comentario fuera de tono.
Y hay gente que me dice que no comenta en el mío porque lo que quieren decir, ya lo ha dicho otro.
En fin. Yo seguiré comentando, para desesperación de muchos, y quien no quiera que no me lea.

Nacho de la Fuente dijo...

Actualmente sigo 40 blogs desde Google Reader, veo cada día al menos un telediario, leo y releo constantemente varios medios digitales (soy periodista y debo estar a la última), husmeo lo que se cuece en Twitter (en donde sigo a 66 personas), miro el correo, escribo al menos un post diario y --entre biberones, compras, comidas y cambio de pañales (buff, la conciliación familiar)-- aún saco tiempo para comentar en pocos blogs. A eso hay que sumar mi trabajo en la sección de España en La Voz de Galicia, sección que coordino este mes de julio porque mi jefe está de vacaciones.

Cuando hablo de poner comentarios no me refiero a los internautas hiperusuarios, como muchos de nosotros, sino a ese pelotón de seguidores de blogs y webs que permanecen siempre en silencio. Esos que no producen, sólo leen, esos que nunca comentan. Ojo, en los comentarios no hay que esperar aplausos o saludos, sino conversaciones sobre el post en cuestión para que haya un intercambio positivo de opiniones. Pluralidad, vamos.

Si el día tuviese 27 horas seguro que participaría en más blogs, contestaría a todos los mensajes de Twitter, a todos los correos... etc. Pero con los compromisos que tengo a diario la verdad es que acabo muchas veces saturado y ya me llega.

Por eso, si veis que no comento o no intervengo más que sepáis que ando en tropecientos sitios a la vez buscando temas para el blog y enterándome de lo que cuentan muchos compañeros.

Aprovecho para animar a los cientos de internautas que están leyendo estos comentarios a que por una vez intervengan. Que al menos --excepcionalmente-- nos digan que están vivos :-)

Saludos a todos/as.

"La LoCa De LoS GaToS" dijo...

yo muchas veces leo y no dejo comentario y eso a la gente parece que le molesta...
en elmundo blogger te encuentras de todo, gente que no sabe nada y gente que sabe mucho.
un saludo!
www.lalocadelosgatos.es

Claudio dijo...

Sinceramente, yo suelo leer muchos blogs diariamente. Si tuviera que comentar en cada de los blogs que leo, podría morir de inacción. Es entonces cuando podría usar "La sociedad muerta" :)

lys dijo...

Yo creo que la gente lee poco. Se buscan los post cortos donde se puede dejar un coment insustancial y esperar recibir otro por el estilo.

Si el post es comprometido, si implica opinar y mojarse, la gente pasa.

Es sólo mi opinión, seguro que hay otras.

Te dejo un cordial saludo.

Rafael Marrón Rangel dijo...

no estoy totalmente de acuerdo con los comentarios ni el artículo, me parece interesante, pero, no tomas en cuenta que hay miles de personas escribiendo en internet, en foros, blogs y redes sociales, demasiada informaciñon generandose para ser una sociedad muerta.

En cuanto a los comentarios tienes que tomar en cuenta que las 30 personas que comentan en tu blog no son las mismas que comentan en otros blogs, así tendriamos muchas personas haciendo comentarios, pero no en un solo blog.

yo por ejemplo escribo comentarios cuando veo un artículo interesante y creo que puedo aportar algo a la reflexión, no me gusta escribir simplemente hola o lindo blog.

por lo menos esta es mi opinion, yo soy nuevo en esto de los blog, apenas estoy iniciando uno y me conformaria con tener el 10% de las visitas que tu recibes, aunque solo uno comente los artículos que publico.

Angel Cabrera dijo...

Cualquier administrador de foros sabe que apenas entre un 1% y un 10% de sus usuarios participan más o menos con cierta frecuencia.

Internet no es sino el reflejo de nuestra sociedad "real". No iba a ser mejor ni más activa ni más inteligente ni más reflexiva ni más contestataria ni más de nada. Ni tampoco menos de nada.

De vez en cuando pasan cosas como esta, que miras a tus lectores, los picas donde les duele y ahí tienes, 14 comentarios. Pero no te ilusiones, son excepciones. Mañana, pasado o en una semana, todo volverá al mismo camino. O tú tendrás que recurrir a un buen artículo, picando de nuevo a tus lectores.

Ana Filgueira dijo...

Hola Nacho,

Yo hace mucho que me asomo a tu blog, es como una ventana hacia el mundo, pero como bien dices no tengo tiempo de escribir. Madre de dos niñas y trabajadora a tiempo completo. No tengo tiempo para nada, agradezco tus comentarios y resúmenes de actualidad, tus reflexiones que aunque no lo creas me hacen pensar, pero en los ratitos libres que me quedan. Para leerte aprovecho esos momentos de la jornada laboral en que me quedo atascada y necesito respirar (supongo que es como salir a fumar o algo así), luego lo digiero de camino a casa o mientras hago cualquier otra tarea para la que no necesite pensar. Gracias por tu ventana al mundo y si realmente te interesa intentaré hacerte llegar mi opinión, que no siempre coincide con la tuya. Si te sirve de algo, en el ratito del café, a veces, comentamos tus entradas (les he pasado a mis compañeros la dirección de tu blog)
Saludos.

moncho dijo...

Bueno, supongo que lo importante es más la calidad de los comentarios que la cantidad. Yo suspiro porque en mi blog la gente comente, soy uno de esos novatos recién llegados que ve cómo pasan los posts con poquitos comentarios, y eso a veces desanima un poco. En este blog hay comentarios suficientes, y casi siempre interesantes, que completan la entrada de alguna manera. Entiendo perfectamente a ese nuevo blgger porque podría ser yo mismo. En fin, saludos otra vez.

PMM dijo...

Aunque estoy de acuerdo con lo que dices en el post, no comparto lo de la sociedad muerta. El hecho de que tengas tanto seguidores quiere decir que la gente te lee, busca en ti información, y creo que muchas de tus entradas son informativas y por eso no requieren un comentario. A lo mejor si buscas en esas entradas que son más personales o de opinión, si aparecerían, como en este caso, muchos más comentarios de tus lectores.
Pero está claro que hay otros muchos factores, como ese que mencionas de la conciliación familiar.
Aún así, que sepas que estamos aquí.