AÑO VI

jueves, 15 de noviembre de 2007

Sin cambiar una coma

Hace ya dos años, el 15 de noviembre del 2005, escribía aquí un post que 24 meses después tiene una vigencia absoluta. Podría redactarlo hoy mismo sin cambiar una coma, lo que demuestra que nuestros políticos siguen el mismo rumbo errático. Insisten empecinados en insultar y desprestigiar al contrario, en pisotear la inteligencia colectiva por sumar unos miles de votos. 730 días después, copio y pego:

La tercera España
La agenda de los políticos y de ciertos medios de comunicación últimamente dista mucho de lo que realmente preocupa a los españoles. La calle empieza a estar hasta las narices de las tensiones territoriales, el localismo paleto, el revisionismo histórico, el regreso del tira y afloja de las dos Españas, la reapertura de viejas heridas, el innecesario debate sobre si eres rojo o azul o incoloro.... Ya cansa. Dejemos de perder el tiempo en rencores, fanatismos, partidismos y deudas históricas. Señores gobernantes y señores de la oposición, céntrense en el presente y en el futuro, que para eso han sido elegidos. Y aparquen sus rencillas de patio de colegio. Les mira atentamente una tercera España: la más silenciosa y resolutiva, la que no está afiliada a nada y a nadie, la que siempre decide quién será el próximo presidente.

Aunque suena utópico, lo digo: pacten y consensúen ideas y soluciones sobre asuntos de interés general para la ciudadanía, dignifiquen un poco su profesión [si es posible] y aprovechen su histórico paso por los cargos de responsabilidad. Bastante tiempo perdimos el siglo pasado [40 años] como para despreciar cada minuto de este siglo XXI.


1 comentarios :

Viguetana dijo...

Ojalá te leyeran todos, Nacho.
(Bueno, te leyeran y se aplicaran al cuento, claro.)