AÑO VI

viernes, 5 de octubre de 2007

Me-dio-cri-dad



Este estúpido vídeo de las Juventudes Socialistas de España (JSE) refleja el nivel de mediocridad en el que está instalada buena parte de la clase política española. Vuelven las guerras de vídeos de antaño, considerando a priori que los votantes somos cortos mentales. Una estupidez sobre otra estupidez desemboca en un infantilismo que parece ser el principal alimento de muchos asesores políticos, tanto del PSOE como del PP. En lugar de aprovechar los medios y la Red para difundir, ideas, propuestas, programas o abrir debates serios, en los últimos tiempos sólo vemos el desprecio al contrario mediante un humor burdo y ramplón. Los que votamos tomamos nota. Y que sepan sus señorías que así no vale. Que no tragamos. Que con estas grandes ideas sólo conseguirán que la abstención y el voto en blanco sean noticia allá por el mes de marzo.

LHD :: Viene la videocracia
La Voz de Galicia :: El pijo del PP y la correcta socialista

10 comentarios :

Atiko dijo...

Estoy totalmente deacuerdo contigo, llevamos toda la legislatura igual, ataques entre los dos partidos con más votantes de España... sería bueno que dejaran de serlo!

Bombillita dijo...

En cualquier agrupación humana, un video así no sería posible, por no tomar en serio la inteligencia de los receptores del mensaje. Como la política que hacen nuestros políticos de profesión, no tiene nada que ver con la vida real, se puede hacer lo que les de la gana. Una élite dentro de cada partido elige en este momento a los que serán diputados para ofrecérnoslos luego en una lista. Pero prefieren que hablemos de su video...

Viguetana dijo...

Cada día caen más bajo... Voto en blanco.

Nanny-Ogg dijo...

Pues yo creo que se está haciendo un mundo de una memez. Este vídeo ni es ofensivo ni es divertido. Es una soberana tontería que demuestra la escasez de imaginación de quien lo hizo.

No entiendo porqué llevamos ya dos días hablando de él.

Clara dijo...

Cada día tengo más claro mi voto en blanco. Ningún partido me convence y reto aquí a que me diga alguien en qué se diferencian realmente el PP y el PSOE. Para mí los políticos son los mismos lobos con distinta piel de cordero porque lo único que les importa es captar votos. Con inicitativas así, la de este absurdo vídeo, la llevan clara.

Titajú dijo...

Si ese gag llega a ser al revés, ya tenemos montada la guerra civil.
Eso no es mediocridad.
Es basura.

Anónimo dijo...

Es preocupante que esta panda de energúmenos sea el legado que nos dejen los socialistas actuales. Espero que tomen nota los pocos socialistas cabales que todavía quedan en este país, y devuelvan la cordura a este desvarío intencionado que tan precaria imagen está dejando de todos. No quiero ni pensar que el futuro gobierno de la nación pueda surgir de esta cantera. Madre mía, lo de ahora miel.

Oscarcio dijo...

Es vergonzo que últimamente la política se este convirtiendo en un teatro en vez de su función originaria: hacer buenos ciudadanos! Los Parlamentos pierden su valor, los ejecutivos tienen más protagonismo, los partidos se sirven de estar en el Gobierno y los ciudadanos estamos olvidados en este circo!

Saludos,

Noelia Jiménez dijo...

Coincido con tu forma de ver el asunto. Los estereotipos son, como todas las generalizaciones, injustas e inexactas por definición, pero lo peor de ellos llega cuando, más allá de la generalización en sí, late la ridiculización del objeto generalizado y, más allá aún, justo al fondo, la convicción por parte del que ridiculiza de que aquel a quien va dirigido el mensaje no es más que un devorador compulsivo de imágenes, que engulle material sin orden ni concierto, sin deglutir y sin saborear y sin llegar a comprender si lo que le dan de comer es comida o despojos.

Con semejante panorama, no es de extrañar que la gente esté cada vez más desencantada de la política. ¿Dónde quedaron los políticos clásicos?

Martín Bolívar dijo...

La mediocridad provinciana, que ni siquiera vislumbra el horizonte europeo en el concierto internacional, hunde aún más la escasa capacidad de los políticos y de las campañas contra la monarquía y los símbolos nacionales en España. Creo acertado el comentario, en el sentido de que sería eficaz la presentación de propuestas antes que enviar cortinas de humo para desviar la atención a los problemas que requieren un debate serio.